El ser humano en la organización, una mirada integral.

Preguntarse por el sentido de lo humano es aproximarse al sentido de la vida, es entender al ser humano como cocreador de su mundo, no como estático sino participativo, no manejado por determinismos (aunque en ocasiones puede dejarse llevar por sus instintos y sus condiciones sociales) sino con capacidad de elección, sea activo u omisa. Es la misma persona quien descubre, recrea y construye su orientación y dirección; el hombre en su libertad asume la elección entre lo que es y debe de ser; en esta dualidad, la persona encontrara sus respuestas: “el sentido es único e irrepetible para cada persona, es un constructor que apela a la coherencia y le confiere a la vida orientación, unidad y dirección” (Martínez, 2001).

El sentido de la vida avanza, a la par con los niveles neurológicos del individuo, desde el tener y el hacer hasta el ser y el trascender, pasando por el poder y el creer; recorriendo este en que las necesidades humanas acompañan a la persona y le dan sentido a la vida. Las necesidades, al igual que los niveles neurológicos, van evolucionando y re dimensionándose constantemente con la persona, pero es la persona quien le da sentido, dirección y significado a su vida. Es decir, para una persona su sentido de vida puede estar en el hacer, investigar, escribir; para otra puede estar en el tener: un puesto, un salario, reconocimientos, poder y para otra podría estar en el ser, su sentido se daría en el auto conocimiento, lo no ético (espiritual), el equilibrio entre lo físico y lo mental y un mayor estado de consciencia.

Para reflexionar…

Afortunadamente nosotros, las nuevas generaciones nos hemos dado cuenta que la antigua metodología de trabajo caduca, esta oxidada, muerta, desgarrada, y que es necesario cambiarla de inmediato. Pero la mejor forma no es con conferencias, largos artículos o charlas magistrales, lo que se necesita es actitud, voluntad, decisión y acción, esa que día a día debe aparecer para saltar obstáculos y enfrentar nuevos retos.

Por: Atracción Talentos

Fuente: (Sandra M. Franco, 2018 “El mejor país del mundo, las mejores empresas, el mejor director de talento humano”. Medellín, Colombia, Comfama).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *